Planes con niños: visitamos La Alhambra

Ir a Granada con niños es una aventura que no olvidarás. Pasear por las calles de los diferente barrios, disfrutar de su luz y ambiente es sumergirse en un mundo mágico, especial para toda la familia. Pero si hay un punto que no puedes perderte en tu viaje en familia es la Alhambra, un entorno privilegiado que seguro hace soñar a los más pequeños de la familia.

Antes de ir a la Alhambra te recomendamos preparar la visita con algunos libros infantiles adaptados donde se muestra a los peques la magnitud que aquellos que lo que van a conocer.

La Alhambra contada a los niños

La Alhambra contada a los niños. Un libro donde se relata la historia de la Alhambra y de Granada, tal y como un abuelo, se la cuenta a sus tres nietos de 10 a 12 años. Una historia donde se empieza a imaginar la magia de la joya de Granada, la Alhambra cuyo significado es “roja”, un nombre que proviene del tono rojizo de torres y murallas. Un colorido que, con a la luz del sol se vuelve oro, y plata, bañada por las estrellas.

los cuentos de la Alhmabra

Los cuentos de la Alhambra  para niños es un adaptación de la obra de Washington Irving se transforman en un libro para niños donde se narran siete leyendas llenas de magia e imaginación. Una historia llena de salones encantados, cuentos de miedo alrededor de la hoguera, la corte de Boabdil…

Además, no olvidéis llegar con la reserva de entadas hecha a través de Internet, porque son muy pocas las que se venden a diario en taquilla y mucho lo que hay que madrugar para conseguirlas. Aunque si o queda más remedio, mirad la parte positiva: podéis disfrutar de un precioso amanecer sobre la Alhambra mientras te tomas un café al aire libre en un cola multicultural.

La Alhambra

Para acceder a la Alhambra hay varios tipos de entradas. La más recomendable es la general con acceso a la Alhambra, El Generalice y los jardines, que encantan a los niños por su frescor, la cantidad de fuentes y agua que los rodea, la variedad de flores y los olores. Una verdadera maravilla. Además, el Patronato de la Alhambra propone actividades para los más pequeños y las familias en las que pretende desarrollar la curiosidad y aprender a conocer el patrimonio.

La Alhambra

El encanto del agua es otro de los alicientes para visitar este paraje con niños. Con ellos podréis descubrir como “canta” en los diferentes saltos, dentro y fuera de los palacios, cayendo por sus fuentes, llegando a las albercas con los nenúfares….

La Alhambra

Y dentro de los edificios, aunque es difícil que les entusiasme el artesonado o los magníficos trabajos de labrado de la roca, seguro que aprecian conocer las historias y leyendas que rodean esta fortaleza.

La Alhambra

Solo una recomendación más para  las visitas en verano, no olvidéis cubrir la cabeza, agua (aunque en el camino encontraréis numerosas tienes de agua potable y fresca) y calzado cómodo, sobre todo, para subir a las torres de las edificaciones.